Gracias a todos por vuestra mirada.

sábado, 21 de noviembre de 2009

El nudo en el ombligo

Me evocas todas las cosas como a Machado las moscas. Me evocas los primeros corazones pintados en la pared. Las primeras cartas que escribí. El diario escondido, la infancia. Cortarme las trenzas, vestirme de mujer. Los parques y los atarcederes. Los robles y los sauces llorones. El tacto y el contacto. Me evocas las caricias robadas y todo el amor que cabe en un beso apasionado. El nudo en el ombligo, y la vida entera por delante. Me evocas las ganas de estar enamorada.

32 comentarios:

Santi el de Los Divagues dijo...

No sé por qué al leer tu texto recordé estos versos de una canción de Fernando Cabrera.
Ya sé que estoy pesado con Fernando...

"Un día nos encontraremos
en otro carnaval
tendremos suerte si aprendemos
que no hay ningún rincón
que no hay ningún atracadero
que pueda disolver
en su escondite lo que fuimos

el tiempo está después."


Un beso lleno de envidia.
A mí me cuesta cada día más, evocar el nudo en el ombligo.

Fernando dijo...

pue deja que vuelen las mariposas...besos

Bea dijo...

Delicioso! Haz como dice Fernando y verás que hermosura es la vida.
El nudo en el ombligo, yo lo sigo evocando y las mariposas vuelan muy seguido.
El tiempo fue, es y seguirá siendo después.
Un beso enorme.

andal13 dijo...

Qué linda imagen la del nudo en el ombligo... venía pensando en el asunto de las mariposas en el estómago, pero Fernando se me adelantó.

media luna dijo...

Santiago: Tú nunca te pones pesado, y si además es para decirme que mi prosa poética te evoca a Fernando Cabrera, muchos menos. Unos versos preciosos. Gracias. Esa palabra clave, ese carnaval imposible de esconder lo que fuimos...
"El tiempo está después", qué verdad tan díficil de aceptar.
Un beso para ti lleno de admiración.

Fernando: Tú siempre tan práctico, jeje. Por supuesto que las dejaré. ¿Se puede hacer otra cosa?
Besos.

Bea: Parece como si las mujeres y las mariposas fueran amigas desde siempre. Sabemos cuidarlas bien y ten por seguro que yo las malcrío. Siempre dejo que me hagan cosquillas hasta cansarse.
El tiempo es inexorable.
Gracias por tu compañía.
Un beso grande grande.

Andrea: Es que es difícil adelantarse a Fernando. Como dice Bea, ¡qué delicia sentir las mariposas! Dejémoslas que vuelen.
Un beso.

Goliardo dijo...

Y vos a mí me evocás todas esas cosas bellas que nos hacen ese nudo en el ombligo. Tu simpleza es la de la belleza universal, que se filtra por todas partes y despierta a esas mariposas de la antigua felicidad, que se renuevan en tus palabras.
Te dejé saludos en mi casa, estoy de recreo un rato y vuevo a mi celda de clausura. También te hice una aclaración "zonza". Un abrazo, que de zonzo no tiene nada, porque no lo es el corazón.

ROCIO dijo...

Estupendo, vamos para celebrarlo.

Espero que estés bien de todo.

un abrazo.

Rocío

Jesús Arroyo dijo...

Enamorada!!!!

Emilio dijo...

Unas evocaciones con mucha ternura y sensualidad, y también con madurez y apasionamiento.
Tocan todos los palos de la baraja del amor.

Un fuerte abrazo.

LSz. dijo...

lindo texto: evocador del nudo en el ombligo de cualquiera. "El diario escondido, la infancia. Cortarme las trenzas, vestirme de mujer". ¡Qué lindo, qué lindo!

Saludos cafeteros de domingo a medio día.

marisa dijo...

Mi niña, qué hermoso...me ha encantado esa evocación. sabes que leerte me cura las heridas.un beso, corazón

Maria Luisa dijo...

Media Luna-
"Me evocas las caricias robadas y todo el amor que cabe en un beso apasionado"
Sí, soy mayor, pero al recordar los besos también siento el "tacto y el contacto".

Me he apropiado de un trocito, me lo quedo todo para leerlo y releerlo.

Precioso texto como siempre.

Un abracico

Codorníu dijo...

Sigo aquí, como la garza blanca, invisible en el campo cubierto de nieve. Mi tiempo es de semillas enterradas. Te leo, no lo dudes.

Sé discernir lo bueno como bueno. Lo tuyo lo es.

Un beso.

chaly vera dijo...

Tendida entre lirios,Venus citerea/su carne desnuda con ansia aletea/al mirar de Adonis la veste fogosa/dispersan caricias sus ojos de fuego/las caderas hincha con desasosiego/ylos duros senos agita nerviosa...
Claudio de Alas
un beso

FLACA dijo...

¡¡¡MMMM!!!...sólo eso voy a decirte, amiga, mientras se me dibuja una sonrisa.

FLACA dijo...

¡¡¡MMMM!!!...sólo eso voy a decirte, amiga, mientras se me dibuja una sonrisa.

Camarandante dijo...

Qué suerte qué vine por aquí!!!

Te he encontrado muy bella hoy, y casi enamorada... me gusta eso, graciosa amiga.
Te mando muchos besos!

Lembranza dijo...

Precioso Carmen, como siempre lleno de sensibilidad. Me evoca el tacto y el contacto, y tu saber porque. Te veo feliz y eso me hace feliz a mi. Que el nudo en el ombligo siga siempre. Un beso

SUSANA dijo...

¿Y por qué será que se siente precisamente allí, en el ombligo?

¿No le habrán errado con el lugar para el alma?

Como fuere Amiga, un precioso y evocador poema!

Besitos guapa!!!!

José Manuel Beltrán dijo...

Sensaciones ciertas que, por suerte, más allá de la condición de sexo un servidor se complace en sentir de la misma forma a como tú las describes.

Un besazo, ciudadana. Espero y deseo que, por mucho tiempo, sigas teniendo un nudo en el ombligo.

media luna dijo...

Alejandro: Mi querido profesor. ¡Menos mal que practicas la flexibilidad! Porque somos ya muchos los que te echamos de menos, me pido primer. Me alegra renovarte esa antigüa felicidad, aunque de antigüa no tiene nada. La felicidad se renueva y se transforma al mismo ritmo que nuestras ilusiones.
Un beso y gracias por tus saludos y tus aclaraciones.

Rocío: Gracias por tu paseo hasta aquí. Soy de las que cree que si se está bien del alma, todo lo demás mejora considerablemente.
Otro beso para ti.

Jesús: A veces con una sola palabra se puede definir todo un estado.
Un abrazo.

media luna dijo...

Emilio: Si algo es cierto, es lo de la madurez. Con el tiempo, una descubre que puede sentir como una eterna adolescente.
Besos y un gusto, como siempre, tu visita.

Felipe: Viniendo de ti, es todo un cumplido. De veras, me alegro que te guste. Eres un buen crítico, jeje. Y desde aquí invito a mis amigos a visitar tu blog. No saben lo que se pierden.
Un placer.
Abrazos.

media luna dijo...

Marisa: Tus poemas sí que son realmente evocadores. Pero quiero decirte que me alegra infinitamente poder servir de ungüento a tus heridas.
Un beso del alma.

María Luisa: Puedes apropiarte de todo lo que quieras. Quien ha sentido el amor, siempre podrá sentir el tacto y el contacto.
Un besico grande.

Pepe: Será que Dios me ha dotado de una vista de águila, para ver una gaza blanca en un campo cubierto de nieve.
Lo bueno de tus semillas es que luegon brotan en miles de colores.
Un abrazo para este otoño vestido de primavera.

media luna dijo...

Chaly: Siempre es bienvenida otra mirada.
Saludos.

Flaca: Con tu sonrisa me basta. Gracias.
Un beso.

Camarandante: A mi sí que me alegra verte por aquí. Tu mirada es siempre un lujo.
Muchos besos para ti también.

media luna dijo...

Nuncy: Gracias amiga. Gracias por alegrarte conmigo y por dejarme llorar en tu hombro también. Pero sobre todo, gracias por tus buenos deseos.
Un beso.

Susana: La verdad es que si te fijas bien, el alma va recorriendo el ombligo con un ligero cosquilleo que va intensificándose al llegar al estómago como si mil mariposas se hubieran apoderado de él, y luego estalla en el centro mismo del esternón. Muy cerquita del corazón que bombea muy deprisa para poder atender ese alma llena de amor.
Un besazo.

José Manuel: Si no existieran hombres como tú, difícilmente existirían mujeres que pudieran experimentar esto. Que el nudo en el ombligo dure, es siempre cosa de dos.
Un gusto volver a verte.
Besos.

Anónimo dijo...

Que bellas palabras para expresar unos sentimientos tan puros y añorados, pero en este caso no son de añoranza sino de esperanza porque se añora lo que no se tiene y se espera lo que se desea. En definitiva me has evocado a mí también esa infancia y esos primeros caminar hacia el amor.
Que poquito nos queda para vernos.
Un besito mi querida Mari Carmen

Luisa Arellano dijo...

Sgún en qué casos el pasado repara o te hunde sin remedio. Yo, por si acaso, siempre miro adelante, Carmen. ;)

Un vistazo al pasado, hecho con melancolía y buen gusto.

Besotes.

media luna dijo...

Querida Pili: Tú lo has dicho. Se espera lo que se desea, y dicen que si deseas algo con mucha fuerza, se cumple.
Un besito antes del viernes.
Y es que tú y yo empezamos muy pronto el camino.

Luisa: Tienes razón, la vista siempre al frente, si no, no tendríamos nada que mirar atrás. Pero cuando ese ayer fue maravilloso, bien merece conservarse.
Un beso.

Miguel Ángel Y. dijo...

"Es el amor que pasa..."
Muchos besos.

media luna dijo...

Miguel Ángel: Muchos besos a ti. Hasta tus comentarios están llenos de poesía. Gracias por esa mirada tuya.

Rayuela dijo...

me evocás la vida

un beso*

media luna dijo...

Rayuela: Creo que has escrito el verso que faltaba. Gracias.
Un beso.