Gracias a todos por vuestra mirada.

sábado, 14 de agosto de 2010

Los sueños soñados

Este agosto parece disecar el paisaje en este hemisferio norte, como el invierno lo congela en el hemisferio sur. Y es que a veces siento que los hemisferios se encuentran encontrados y cuesta caminar entre esos matorrales secos, áridos, congelados, inertes...Pero al final...Surgen ramas verdes incluso debajo de una piedra.

A cierta edad los sueños corren más deprisa que las piernas y urge pillarlos mientras aún estemos a tiempo. Un tiempo que ya no es todo el tiempo, sino un tiempo más incierto, más certero. Un tiempo al que se le pueden ver ya las orejas, y alcanzarlos se torna básico. Ya no importan tanto los obstáculos -alguna ventaja había que dar a esas piernas cansadas de sortearlos a lo largo de los años-. Ya no cuesta tanto dejar atrás ese pasado que nos pisa los talones, porque pasado y futuro se juntan en esa edad imprecisa, difícil de precisar. En esa barrera que separa la realidad de lo sueños, y lograrlos ya no es cuestión de echar carreras, sino de cogerlos, los sueños, con las manos, con las dos, y estrujarlos y masticarlos y tragarlos y hacerlos nuestros mientras aún estemos a tiempo.

22 comentarios:

andal13 dijo...

Ah, los dos hemisferios... ¿Serán nuestros hemisferios cerebrales, que mientras uno está en el invierno, el otro está en el verano, y por eso los sueños de desconciertan y huyen del cerebro?

carmen jiménez dijo...

Andrea: Algo así debe ser porque yo no logro centrarlos. Es más, cuando veo una estrella fugaz de esas que de niña me decían que cumplían los deseos, me quedo pensando y...para cuando quiero pedir algo, la estrella ya ha pasado. Bueno, eso cuando las veo que lo mío es estar mirando siempre por el lado de cielo contrario.
Un abrazo

SUSANA dijo...

Querida Carmen...¿Cómo no saborear después de tu exquisito Post, y de postre, el comentario de Andrea? Es brillante!

Vamos entonces por esos sueños...soñados "sinceramente" como diría mi amado Borges. La ventaja (al fin!) es nuestra. Y creo que también hemos ganado en precisión.

Mis rodillas, agradecidas. Tienen cicatrices, moretones varios y suelen crujir, es hora del descanso.

Bella Dama, un placer este rato con Vos! Abrazo muy fuerte!

Jesús Arroyo dijo...

Me parece bien tu idea, tu sueño, aunque prefiero asir fuertemente con una mano para dejar la otra siempre libre.
Norte y Sur siempre chocan.
Besos a dos labios.

Fernando dijo...

lo peor de todo es que los sueños sueños son...besos

Amaya dijo...

Se dice que los peores errores son aquellos que nunca llegamos a cometer. Vivir, en mayúsculas.., eso incluye perseguir los sueños, hacer vida de las ideas.
Me encantó tu espacio
Espero nos podamos ver en Alcalá.
Un abrazo, Carmen

La peor de todas dijo...

Los sueños como parte nuestra, como un par de alas, como la excusa para sonreir un día o para quedarse pensando. Los sueños como cobijo en ese único rincón de nosotros que es solo nuestro.
Un abrazo Luna bella

campesina dijo...

Sueños, como la felicidad de comer un poco más los domingos, (dice un poema de Jorge Teillier) Ahora mismo pienso en mineros atrapados bajo la tierra. Estarán soñando sueños a toda prisa o pensando si todavía podrán estrujarlos...

besos cariñosos

(si, aquí agosto congela)

FLACA dijo...

Una vez más, totalmente de acuerdo contigo. Ya estoy en la etapa de no desaprovechar ningún sueño que me busque, y a los que me tocan no los dejo pasar,los tengo todo estrujados de tanto apretarlos.
"Qué es la vida,un frenesí;
qué es la vida, una ilusión,
una sombra, una ficción,
y el mayor bien es pequeño,
que toda la vida es sueño
y los sueños sueños son"
P.Calderón de la Barca.

Juanma dijo...

Sencillamente maravillosa la entrada. Me parece sublime ese comienzo donde los sueños corren más deprisa que las piernas.

Entrada absolutamente amoldable a mi última entrada.

Soñemos...

Besos.

carmen jiménez dijo...

Susana: Pues aprovechemos la ventaja aunque las rodillas duelan.
Un beso.

Jesús: Qué suerte la tuya saber nadar y guardar la ropa. Aunque seguramente ahí radique la ventaja de haber vivido lánzandose una al vacío. Una aprende a abrir el paracaídas a tiempo.
Besos.

Feranando: Tal vez, no sea lo peor. Tal vez lo peor es no tenerlos.
Un abrazote tan grande como tú.

Amaya: Bienvenida. Aunque no lo creas, tu comentario me ha hecho pensar mucho. Porque si los peores errores son aquellos que nunca llegamos a cometer, tal vez sea lo mejor que hemos podido hacer. O sea, no cometerlos. Pero es que yo me enredo con el lenguaje preciso y las premisas, y supongo que al decir "hacer vida las ideas", es como decir ¡a por todas!
Un placer tu visita.
Nos veremos.

Maga querida: He de confesar que mis alas están ya cansadas de volar. Necesito pisar tierra.
Te mando un besazo.

Campesina: Tus palabras son un auténtico ejemplo de cómo la vida puede atraparnos en cualquier mometo sin darnos tiempo ya para cumplir los sueños que un día soñamos, para poder seguir soñando.
Un abrazo solidario a esos mineros y un besazo para ti.

Flaca: Me sonreí al imaginar tus manos estrujando los sueños. Me gustó eso de que los sueños nos busquen. Yo no sé si es que estoy muy escondida y por eso no me encuentran. Pero sea como sea, yo también estoy en esa etapa aunque no sé si sabré aprovechar la ventaja.
El poema de Calderón de la Barca, de obligada lectura en la infancia y en la adolescencia y en la uni y supongo que de obligada lectura para todo poeta que se precie, siempre me produjo un sabor agridulce que no termino de tragar.
Y es que los sueños a veces, se atraviesan en la garganta y de ahí no pasan.
Ufff! Besos desde una tarde nubosa que recuerda que el verano se acabará más pronto de lo que desearía, y tendremos que esperar tooooodo un año para volver a ver de nuevo ese SOL que devuelve las ganas de vivir.

Juanam compañero: Esas imágenes tangibles que mantienen unida la poesía con la vida. Sin falta me paso hoy por tu casa a leerte.
Un abrazo.

Rayuela dijo...

Escribiste ésto para mí? Yo estoy justamente en eso...en agarrar mis sueños con las manos, ya que creo estar a tiempo...si es que nadie me está soñando, diría Borges...


mil besos*

carmen jiménez dijo...

Rayuela: Justamente escribí esto para persoas como tú. Personas que todavía tienen sueños...Tengo entre mi pila de libros justo en la línea de salida el cuento de "El Aleph". Y es que Borges....
Besos mil*

Jesús Arroyo dijo...

"...Aunque seguramente ahí radique la ventaja de haber vivido lánzandose una al vacío...
Ummm, si yo te contara...

Galeón dijo...

No me cabe ya ninguna duda de que tienes "duende" para la pluma, cuya tinta debe fluir a la par que tus sueños. Hábil y astuta en la palabra, calumniadora de verdades, clarividente. En el arte de escribir, eres lo que en el de la música, la lírica, dificil de interpretar y más todavía de comprender para los obstusos de razón, pero ágil, directa y plena de contenido.

Si hubiera un simulador de anhelos, de frondosos deseos, seguramente no te llegaría a la suela de los zapatos; excelente tu oratoria, porque te oigo cuando te leo, que lo sepas, para mí... las pronuncias.

TERTULIANA dijo...

http://iiiencuentropoesiaenred.blogspot.com/
Nueva entrada

carmen jiménez dijo...

Cuenta, cuenta Jesús...O mejor es guardarlo para uno ¿verdad?
Ahora mismo me voy a ver la nueva entrada.
Besos.

carmen jiménez dijo...

Galeón: Has conseguido sacarme los colores, y ya sabes lo difícil que es sacarme a mi los colores. Me alegra enormemente poder compartir contigo los anhelos, la música, tu música, mis palabras, tu guitarra...Gracias por seguir conmigo aquí, justo aquí.
Besazos. Nos vemos. Digo yo. Más pronto o más tarde.

Marisa Peña dijo...

Pues sí querida carmen, sin sueños no podemos vivir, aunque a veces nos ronden las pesadillas...Un besazo guapa.

mentecato dijo...

Un texto hermosísimo.

Un abrazo.

misántropo dijo...

En el mundo de los sueños
me considero un experto
casi nunca estoy despierto
los oniros son mis dueños.

Mas reconoceré sin asombro
que aunque pretenda atraparlos
ponerlos trampas, estrujarlos
la mayoría... sólo los ronco.

Un beso

Lembranza dijo...

Precioso Post Carmen. Y es muy cierto lo que dices hay que ir a por ellos y rápido, sino se te escapan de las manos, los sueños y el tiempo. Un abrazo